jueves. 29.09.2022

Las encargadas de dar los talonarios del parking de Santillana ven "imposible" que se los pudieran llevar

Cuando se conoció el desfalco y fueron devueltos junto al dinero, se puso de manifiesto que no fueron "entregados" por "ningún" empleado

Las empleadas del Ayuntamiento de Santillana del Mar que se encargaban de dar los talonarios del aparcamiento municipal a los trabajadores a los que se había encomendado la tarea de vender y cobrar los tickets -entre ellos los seis acusados de quedarse con dinero recaudado en verano de 2016- consideran "imposible" que faltaran e "increíble" que se los pudieran llevar, ya que "siempre" había alguien en la oficina donde estaban y "nadie" podía cogerlos o, al menos, "no cualquiera".

Después, cuando trascendió el desfalco y fueron devueltos los talones junto al dinero supuestamente malversado, se puso de manifiesto que no habían sido entregados por "ningún" empleado municipal, sin que los involucrados alegaran "nada" al respecto.

Así lo han expresado tres responsables de esa labor -dos auxiliares de administrativo y la tesorera- que han testificado este miércoles en el juicio contra los procesados, cuatro de los cuales han reconocido los hechos y han aceptado penas de hasta seis meses de prisión mientras que los otros dos se muestran disconformes con la imputación y se enfrentan a nueve meses de cárcel que pide la fiscal, por presunta malversación continuada de caudales públicos (un total de 28.000 euros, que fueron devueltos antes de iniciarse la causa).

En la tercera sesión de la vista, que se desarrolla a lo largo de esta semana con jurado popular en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Cantabria, la responsable de la Tesorería del Consistorio ha explicado que los talonarios se encontraban en un armario en una oficina en la planta baja del edificio, donde tenían sus dependencias concejales, y desde donde ellas los iban subiendo a la suya (ubicada en el primer piso) para ir entregándolos según las demandas y necesidades de los operarios.

Ha detallado que cada año tenían numeración y diseño "diferentes" por lo que "no" se podían confundir-. Tras esto, ha incidido en que la oficina de entrega estaban ella y "varias personas más". Y ha apuntado al respecto que se podían recoger en horario y jornadas laborables. Es decir, "cualquier día", aunque solían hacerlo "a primera hora", según ha precisado una de las auxiliares de administración que también ha testificado y que ha reafirmado que "siempre" había alguien en la oficina, incluso cuando salían a tomar café, o si no en las dependencia anexas.

En el momento de la entrega, se firmaba un documento, con la fecha, numeración de los talones y nombre del encargado que se los llevaba, que también tenía que rubricar la devolución de las matrices del talonario -una vez vendidos los tickets- y el justificante de ingreso del dinero en el banco una vez realizado.

"Apuntábamos todo", ha resumido la tesorera, que también ha manifestado que se hacían sendos recuentos, a principios y finales de verano, coincidiendo con el arranque y el fin de la campaña de estacionamiento de vehículos en los meses estivales en la villa, en cuyo casco histórico apenas hay plazas de aparcamiento, así como tampoco en establecimientos hosteleros.

Con todo ello, considera "imposible" que los integrantes de la plantilla municipal a los que se había encargado la tarea de cobrar el parking se pudieran llevar los talonarios, como le comentó un día el primer teniente de alcalde -entonces también concejal de Personal y regidor en la actualidad-.

NO FUERON ENTREGADOS POR "NINGÚN" EMPLEADO MUNICIPAL

Tras esto, comprobó que una de las matrices devueltas no se correspondía con ningún talonario entregado, que no lo tenía ningún operario -que se los podían intercambiar entre sí, sobre todo los fines de semana, aunque no fuera algo "habitual"- y comprobó también que era uno de los que faltaban.

A partir de ahí, la tesorera hizo varios recuentos e informes en los que constató la falta de un total de 140 talonarios -"todos" ellos de las dependencias de la planta baja-. Después, los que fueron devueltos cuando se supo del presunto 'desfalco', junto al montante correspondiente, se adjuntaron a un escrito en el que se reflejó que no habían sido "entregados" por "ningún" empleado municipal, sin que los involucrados alegaran "nada" al respecto.

Y cuando se descubrió lo sucedido, se celebraron también distintas reuniones, una primera colectiva del regidor, primer teniente de alcalde e interventor -todos ellos declararon igualmente como testigos en la segunda jornada del juicio- con las personas que se encargaban del cobro del parking -trece ese verano- y luego individuales.

Y aunque esta funcionaria ha dicho que no puede asegurar si en estos últimos encuentros los seis enjuiciados reconocieron los hechos, ha asegurado en cambio que "no" admitieron la sustracción de 40 talonarios que nunca aparecieron -que sumaban 8.000 euros y que pagaron "a escote" entre todos, aunque dejando claro en este caso que estaban "disconformes con ser responsables"-.

En este sentido, la tesorera también ha negado amenazas por parte del Ayuntamiento -como la posible pérdida del puesto de trabajo de los sospechosos si no entregan la cuantía pendiente-, coacciones que han manifestado los procesados durante el interrogatorio pero que han rechazado los máximos responsables municipales.

NO SE HAN DESTRUIDO TALONARIOS

Igualmente, a propósito de la supuesta quema de talonarios -grabada por uno de los dos enjuiciados que niega los hechos y cuyo vídeo se ha reproducido en el plenario-, esta testigo ha asegurado que no se han "destruido" los de 2016, que continúan en dependencias municipales. Sí ha reconocido que se han desechado otros caducados cuando se hace limpieza en el Ayuntamiento, tarea que se lleva a cabo de forma "aleatoria", sin una periodicidad definida.

Del segundo procesado disconforme con lo acusación ha corroborado que no devolvió talonarios ni dinero correspondiente a los mismos, salvo la parte proporcional de la cuantía que pactaron entregar entre todos (más de 1.300 euros por persona).

Finalmente, a preguntas de los miembros del tribunal, que han formulado varias cuestiones en lo que va de juicio, la tesorera ha destacado que "siempre" habían cuadrado las cuentas en el Ayuntamiento de Santillana del Mar.

Las encargadas de dar los talonarios del parking de Santillana ven "imposible" que se...
Comentarios