martes 7/12/21

Las declaraciones de los salarios de 43.043 trabajadores acogidos a Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) por el Covid-19 en Cantabria aportaron en 2020 a la Hacienda pública algo más de 661 millones de euros (661.838.953) y redujeron a un 0,3% la caída salarial media anual (de 20.078 a 20.011 euros), pese al notable impacto negativo de la pandemia en el mercado laboral, según un informe de UGT.

El estudio del sindicato, que recopila estadísticas de la Declaración Anual de Retenciones e Ingresos a Cuenta sobre Rendimientos del Trabajo del último ejercicio fiscal de 2020, señala que la contribución de los ERTE acordados en el diálogo social compensa en más de un 90% la pérdida inicial de 726 millones de euros y de 44.724 rentas salariales en comparación a 2019 como consecuencia de la pandemia.

En un comunicado, UGT ha informado que, según la Agencia Tributaria de España, Cantabria recaudó en 2020 un total de 4.497 millones de euros en salarios, la cifra más baja de los últimos cinco años y 156 millones de euros menos que el año anterior (-3,35%); descenso amortiguado por la contribución de los trabajadores beneficiarios de los ERTE-Covid cuyo salario medio anual fue de 15.376 euros, casi cinco veces más que de lo declarado por una renta de prestación por desempleo no incluida en la regulación especial adoptada por la pandemia.

Las estadísticas facilitadas en la Declaración Anual de Rendimientos del Trabajo, que no incluye a País Vasco y Navarra, indican que en España la recaudación de salarios disminuyó un 3,8% con 15.015 millones de euros menos que en 2019 (de 394.000 a 378.988 millones de euros), aunque ese balance negativo hubiera sido de más de 60.000 millones de euros si no se hubiera compensado con los 53.700 millones de euros de las declaraciones de 3.661.793 trabajadores acogidos a los ERTE.

Para el responsable regional de Acción Sindical de UGT en Cantabria, Valentín Fernández, "es evidente que, sin los ERTE, la caída de un empleo difícilmente recuperable con la incertidumbre actual y la reducción de los salarios hubieran sido todavía más demoledoras", pese a que la pandemia provocó el año pasado el menor número de declaraciones de rentas salariales desde 2014 en la comunidad autónoma.

Los efectos de la pandemia redujeron el año pasado las rentas salariales declaradas a Hacienda y aumentaron al mismo tiempo las de prestaciones por desempleo más de un 56% (de 9.981 a 15.606), por lo que la situación actual "sería insostenible desde todos los puntos de vista", según el sindicalista.

Fernández ha explicado que, pese al aumento del paro y de las rentas de prestaciones por desempleo, los ERTE también contribuyeron a mantener muchos empleos y, de hecho, se logró reducir el año pasado el número de asalariados que incluyeron en su declaración tanto salarios como prestación por desempleo al margen de la regulación de empleo, esto es, todos aquellos que no pudieron trabajar durante todo el año.

El informe precisa al respecto que, pese a la pandemia y el parón de la actividad económica que provocó sobre todo en sectores de actividad con gran volumen de empleo, el número de asalariados no incluidos en ERTE que combinaron salarios y prestaciones por desempleo por no poder trabajar durante todo el ejercicio fiscal disminuyó en Cantabria algo más de un 9% (de 37.125 en 2019 a 33.758 en 2020).

"Está más que demostrado que un diálogo social fluido de Gobierno, empresarios y sindicatos ha permitido adoptar medidas de choque fundamentales para responder a una de las mayores crisis que hemos sufrido desde hace tiempo", ha destacado Fernández.

MENOS ASALARIADOS CON MÁS SALARIO DECLARADO

Según las estadísticas de la Declaración Anual de Rendimientos del Trabajo, en Cantabria se registraron el año pasado 136.975 declaraciones exclusivas de salarios con una cuantía media anual de 24.395 euros, las 43.043 mencionadas de trabajadores en ERTE Covid con un salario medio de 15.376 euros, y otras 44.737 donde se combinaron salarios con otras rentas del trabajo como prestaciones por desempleo no vinculadas a las regulaciones de empleo o pensiones y con una remuneración media de 5.990 euros.

El responsable de Acción Sindical de UGT ha advertido de "interpretar con mucha cautela" las estadísticas de los salarios declarados a Hacienda en un año "atípico y anormal" como 2020, aunque si se comparan con las del año anterior, el número de declaraciones disminuye significativamente pero las rentas salariales medias aumentan.

Además de las declaraciones asociadas a los ERTE por la pandemia, que aparecen por primera vez en las estadísticas de la Agencia Tributaria de España, la cuantía media anual recaudada en las declaraciones exclusivamente salariales se incrementaron el año pasado en Cantabria casi un 9% (de 22.386 a 24.395 euros) y aquellas donde aparecen a la vez renta salarial y prestación por desempleo lo hicieron casi un 20% (de 10.829 a 12.905 euros) porque en ellas se incluye a los beneficiarios de los ERTE-Covid.

Por sexos, la cuantía media de todas las declaraciones de rentas salariales de los hombres se redujo algo más de un 1%, con 240 euros menos que en 2019 (de 22.567 a 22.327), mientras que las de las mujeres repuntaron un 0,8%, con 135 euros más que en 2019 (de 17.295 a 17.430).

Los ERTE aportaron en Cantabria 661 millones de euros en salarios en 2020, según UGT
Comentarios