martes. 27.09.2022

La cadena alimentaria y del gran consumo, representadas en Aces, Aecoc, Anged, Asedas, Cooperativas Agro-alimentarias de España y FIAB, ha pedido al Gobierno que estudie "minuciosamente" cualquier posible medida adicional de contención durante el estado de alarma que pueda poner en riesgo el desarrollo de sus actividades.

De esta forma, las asociaciones han destacado en un comunicado conjunto el esfuerzo de las compañías y de sus más de 2,6 millones de trabajadores para garantizar el abastecimiento de alimentos para la población, contribuyendo así al bienestar social en esta crisis sanitaria.

Además, recuerdan que la "excelente respuesta conjunta" dada por el sector primario, la industria alimentaria, el transporte y la distribución ha permitido atender de manera eficaz las demandas de la población en este "momento de excepcionalidad", en el que puntualmente se han producido cambios de hábitos de los consumidores provocados por el miedo y la incertidumbre.

De esta forma, el estado de alarma ha confirmado el carácter "estratégico" del conjunto de la cadena de valor del sector alimentario y del gran consumo y, por ello, las organizaciones que la representan consideran clave que el Gobierno estudie "minuciosamente" cualquier posible medida adicional de contención que pueda poner en riesgo el buen desarrollo de sus actividades.

Las organizaciones destacan que las empresas "trabajan a contrarreloj" para implementar o ampliar las medidas de protección necesarias para preservar la seguridad, tanto de sus clientes como de sus empleados.

Con ese fin, solicitan al Gobierno que ayude a poder garantizar el suministro o abastecimiento de EPI's a productores, cooperativas, industria, transportistas, empresas y personal de limpieza y puntos de distribución al consumidor.

También consideran "sumamente importante" que se permita la movilidad de los trabajadores a los centros de producción -adaptando la normativa general a especificaciones por subsectores de la industria, productores y distribución-, que se garantice y proteja la libre circulación de materia prima y de producto acabado a lo largo de toda la cadena y que se asegure la movilidad en las fronteras, tanto de bienes importados como exportados, por los diferentes eslabones de la cadena de suministro.

Así, recuerdan que en el caso del sector primario, se enfrentan, a la falta de mano de obra en las explotaciones, ya que el cierre de las fronteras a trabajadores extranjeros está afectando a la recogida de algunas producciones.

En este contexto, hay que destacar el importante papel que todos los eslabones de la cadena -sector primario, industria, logística y transporte y distribución- están desempeñando para abastecer en todo momento a los consumidores con variedad de alimentos seguros y de calidad.

Además, con las dificultades propias de la situación, todos están trabajando para cumplir todas las recomendaciones de las autoridades sanitarias y mantener su actividad tratando de solventar el impacto económico generado por el paro de clientes estratégicos como la hostelería.

PIDEN MEDIDAS ADICIONALES PARA HOSTELERÍA Y COMERCIO NO ALIMENTARIO

Las asociaciones del sector insisten en la "dureza" de las medidas impuestas y recordar que mantener la cadena de abastecimiento de productos y servicios sanitarios, así como de alimentación y productos de primera necesidad, requiere de una estrecha colaboración con otras industrias auxiliares que ofrecen servicios imprescindibles para los sectores estratégicos como las de envases y embalajes -cajas, latas de bebidas y conservas-, materias primas, cadena del frío...

De esta forma, las asociaciones destacan que es "imprescindible" que las propuestas gubernamentales estén orientadas a garantizar a las compañías la liquidez necesaria para que puedan afrontar previsibles desfases entre pagos y cobros, ya que consideran que asegurar la liquidez es "indispensable" para preservar la viabilidad de un gran número de empresas.

Por ello, consideran que todos los esfuerzos deben ir encaminados en esa dirección, como medida principal para conseguir hacer de ésta una crisis temporal, con el menor impacto posible en la actividad y en el empleo.

Las organizaciones del sector recuerdan al Gobierno que van a ser necesarias medidas adicionales para ayudar a las empresas, en especial en los sectores más afectados por las medidas de excepcionalidad impuestas como la hostelería, que representa el 6,2% del PIB nacional, o el comercio no alimentario.

Recuerda que puedes suscribirte a nuestro Boletín de Noticias de forma totalmente gratuita haciendo clic aquí.

La cadena alimentaria y gran consumo pide al Gobierno que estudie "minuciosamente"...
Comentarios