lunes. 26.09.2022

El Festival Internacional de Santander (FIS) ha llegado a un acuerdo con la London Symphony Orchesta y sir Simon Rattle para convertirse por tres años, desde 2018 a 2020, en orquesta residente del Festival.

De este modo, cada año interpretarán dos conciertos en el FIS dirigidos por Rattle, que este verano serán los únicos que orquesta y director juntos ofrezcan en España, los días 11 y 12 de agosto.

Se trata de uno de los aspectos más destacados de la 68ª edición del FIS, que hoy han presentado en rueda de prensa la alcaldesa de Santander, Gema Igual; la directora general de Cultura, Eva Ranea; el subdirector de Música y Danza del INAEM, Antonio Garde; y el director artístico del FIS, Jaime González.

Una edición, con los grandes conciertos sinfónicos como espina dorsal, que presentará 50 espectáculos entre el 3 y el 31 de agosto, en la que se refuerza la internacionalización, con la presencia de más de 800 artistas de una veintena de países.

También se busca llegar a todos los rincones de Cantabria con los Marcos Históricos, presentes en 17 municipios, que ofrecerán 23 conciertos, y con los talleres didácticos de música clásica en Santander y San Vicente de la Barquera dirigidos por Fernando Palacios.

También habrá danza, con tres actuaciones de máximo nivel y la presencia de grandes figuras como Carlos Acosta e Igor Yebra; y creación contemporánea, con actuaciones en la Casa de Mareas de Soano, el Observatorio del Arte de Arnuero, el Palacio de la Magdalena y el Centro Botín.

Dentro de los grandes conciertos, además de los de la London Symphony, se podrá disfrutar de 'Los conciertos de piano' de Beethoven, con el pianista Javier Perianes y el director Juanjo Mena, acompañados de la London Philarmonic Orchesta; y de la orquesta de Cadaqués, bajo la dirección de Gianandera Noseda, con Pierre-Laurent Airmand al piano, que ofrecerá el ballet de Stravinski 'Pulcinella', con la soprano Barbara Frittoli.

La Orchestre de la Suisse Romande, dirigida por Johathan Nott, cerrará el FIS, mientras la Les Musiciens du Louvre, con su director y fundador Marc Minkowski, interpretará la 'Gran misa en do menor' de Mozart.

También se podrá escuchar al tenor mexicano Javier Camarena, y a la pianista María Joao Pires, en su gira de conciertos de despedida.

Especial referencia ha hecho Martín a Igudesman & Joo con 'A little nightmare music', dos músicos clásicos que han conquistado el mundo con sus espectáculos teatrales, únicos y muy divertidos, que combinan comedia con música clásica y música popular. Sus vídeos en YouTube han recibido más de 35 millones de visitas.

En danza y teatro musical, además de Acosta y Yebra, el director artístico del FIS ha destacado, entre otros, el estreno absoluto de teatro musical 'Yo, Farinelli, el capón', bajo la dirección de Manuel Gutiérrez Aragón en su vuelta a las tablas.

En creación contemporánea, se ha referido al concierto del Ensemble Instrumental de Cantabria y al Tallere Atlántico Contemporáneo, propuesta de música y videoarte con la colaboración del Centro Botín.

Por su parte, los Marcos Históricos acogerán a grandes figuras de la música historicista. Formaciones de dilatada trayectoria y experiencia en la interpretación con instrumentos originales como Al Aire Español, con Eduardo López Banzo al frente, o La Grande Chapelle de Albert Recasens, y grupos emergentes con proyección europea como Dichos Diábolos o Cantoría, llevarán por numerosos escenarios naturales de Cantabria algunas grandes joyas del patrimonio musical.

Las entradas mantendrán el precio del año anterior, con un coste de 100 euros las más caras aunque la mayoría rondarán entre los 20 y los 40 euros, porque pretende ser un festival "para todos los públicos y todos los bolsillos", según la alcaldesa.

El gasto artístico es este año "mayor" que el de la edición de 2018, cuando ascendió a 1,3 millones, ha indicado Martín, que ha recordado que desde el año pasado, el FIS ya no tiene que hacer frente a la deuda, y el presupuesto se puede destinar a la programación, que cuenta con el apoyo de patrocinadores y colaboradores.

VALORACIONES

La programación de la 68ª edición del FIS se ha dado a conocer tras la reunión que ha mantenido el Patronato de la institución, que ha aprobado las cuentas "saneadas", ha informado Igual, quien ha felicitado a todo el equipo del Festival.

"El FIS está en alza, con las cuentas saneadas y a flote", ha destacado la alcaldesa, quien se ha referido al "potencial cultural" del Festival, en el marco de una localidad, Santander, que ocupa el octavo lugar entre las ciudades con mayor calidad e innovación cultural.

Al respecto, Antonio Garde ha asegurado que el FIS forma parte del imaginario de muchas generaciones no solo por su programación de "excelencia" sino por su carácter de servicio público, formativo e investigador. También ha agradecido la colaboración de los patrocinadores y mecenas porque "apoyar la cultura es un acto de generosidad y de responsabilidad".

Mientras, la directora general de Cultural ha asegurado que el FIS "está vivo y es esperado por todos". Ha destacado su programa "ambicioso" con una "gran selección de artistas", su "mirada al exterior", su descentralización y su carácter pedagógico, que hacen que se esté "agrandando" y atrayendo a nuevos públicos. Igualmente ha resaltado que la creación cántabra se ha convertido en "seña de identidad" del mismo.

Por su parte, Martín ha explicado que lo que pretenden los programadores es "emocionar e inspirar a la gente" y atraer públicos nuevos, lo que no significa exclusivamente jóvenes.

"Un festival es como un menú degustación: no tienes que escoger platos, los damos nosotros", ha definido.

La London Symphony, con Simon Rattle, será orquesta residente del FIS hasta 2020
Comentarios