jueves. 11.08.2022

Unidas por Santander (UxS) ha denunciado la "grave crisis" que atraviesan los diferentes servicios públicos del Ayuntamiento de Santander relacionados con la vigilancia de la calidad ambiental por la falta de plantilla, lo que impide asegurar el cumplimiento de la ordenanza de ruidos.

En una rueda de prensa, el concejal de la coalición, Miguel Saro, ha hablado específicamente de los dos principales servicios que se encargan del control e inspección de la calidad ambiental de las emisiones del ruido: la Policía Local, que tiene que hacer una primera labor al haber una denuncia, y el Servicio de Ingeniería Industrial, encargado del trabajo técnico.

El primer servicio, pese a nuevas incorporaciones, "solo" cuenta con 203 agentes en activo de los 270 que requiere la plantilla, que tienen otras competencias al margen de citada, ha recordado Saro.

En cuanto al Servicio de Ingeniería Industrial, tiene vacantes la mitad de los 16 puestos que contempla la plantilla. En concreto, de las tres plazas de ingenieros que se precisan, solo una de ellas está cubierta y en activo.

"Esto implica que tienen totalmente paralizado un servicio que, por ejemplo, sirve para controlar los excesos de los ruidos en las calles o de la hostelería, las obras mayores, el control de licencias de actividad y la ejecución de control de contratos muy importantes del Ayuntamiento, como la red semafórica, túneles o contenerización soterrada", ha explicado.

El edil se ha reunido con los funcionarios responsables de estos servicios para comprobar la situación, después de conocer el caso de unos vecinos que llevan casi dos años con su expediente de denuncia paralizado al no haber ningún técnico en plantilla que pueda hacer una medición para comprobar el exceso de ruido que sufren cada día.

"Hay denuncias de vecinos que no pueden obtener una simple inspección debido a la ausencia de medios en los servicios", ha denunciado Saro, que ha señalado que los expedientes "se van acumulando durante años por esa falta de medios personales", por lo que los vecinos "no pueden disfrutar de una buena calidad de vida debido a las emisiones acústicas y el ruido que procede, sobre todo, de las actividades de hostelería".

"No se controla a los irresponsables que incumplen la normativa en perjuicio del descanso de los vecinos y de los negocios que sí respetan las leyes", ha enfatizado el concejal.

Saro ha lamentado que esta situación "no es excepcional, ni es simplemente consecuencia de torpeza, negligencia o falta de planificación del equipo de Gobierno", sino que "revela sus prioridades" en la dotación de medios de los servicios, ya que es una situación que "se arrastra desde hace muchos años".

"El problema es que el único objetivo que tiene el Ayuntamiento para Santander es crear una especie de Marina d'or del norte, y ello requiere vía libre y sin control a la hostelería", ha lamentado.

Asimismo, la formación ha advertido que la situación perjudicará a la elaboración del Plan de Acción contra el Ruido, que se ha impulsado en el Pleno a instancias de UxS y PSOE. "Se está redactando un pliego para ampliarlo como pidió el Tribunal de Cuentas y, específicamente, el mapa de ruido que no recogía las actividades hosteleras y, si no se llega a hacer cumplir la normativa básica, vemos difícil que se elabore un diagnóstico en condiciones que solucione el problema", ha opinado Saro.

Por este motivo, UxS ha pedido al equipo de Gobierno PP-Cs que disponga "los medios humanos necesarios", para activar estos servicios a través de modificaciones de la plantilla.

"Las plazas vacantes tienen dotación presupuestaria: solo que hay que iniciar los procesos de selección de personal, ordenar la plantilla y contratar a más ingenieros industriales", ha recalcado, recordando que su formación ya ha manifestado su disposición a apoyar esa modificación de plantilla.

UxS denuncia que la falta de plantilla municipal impide cumplir la ordenanza de ruidos
Comentarios