domingo 12.07.2020

Ceruti insiste en que exigir al Banco Santander no tocar el arco puede suponer "todo o nada"

Ceruti insiste en que exigir al Banco Santander no tocar el arco puede suponer "todo o nada"

El portavoz del equipo de Gobierno (PP-Cs) del Ayuntamiento de Santander y concejal de Urbanismo, Javier Ceruti, ha insistido que exigir al Banco Santander que no intervenga en el arco del edificio de su sede social del Paseo Pereda puede suponer "todo o nada" y, de se mantenerse el proyecto, obligaría a "empezar de cero" toda la tramitación.

Así lo ha advertido este miércoles el edil a preguntas de la prensa sobre el rechazo de asociaciones de vecinos de Santander a la intervención en el arco por el impacto visual en la calle Marcelino Sanz de Sautuola y la petición de que se estudien otras alternativas.

Tras insistir en que a su llegada al Ayuntamiento el 'Proyecto Pereda' ya estaba diseñado, Ceruti ha señalado que el Banco Santander "está al tanto de lo que ocurre en la ciudad", y por tanto que se está cuestionando desde algunos sectores la actuación en torno al arco del edificio.

Pero ha asegurado que, desde que se presentó el proyecto original, el Banco Santander y el Ayuntamiento han mantenido "muchas reuniones" y desde la administración local "se han planteado muchas modificaciones y muy importantes", algunas ya plasmadas en el diseño dado a conocer públicamente en julio por la presidenta de la entidad financiera, Ana Botín, y el arquitecto David Chipperfield.

Así, Ceruti ha desvelado que el Banco Santander pretendía inicialmente "ocupar el 100% del arco, de fachada a fachada y del suelo al techo", mientras que en el proyecto final solo "se ocupa un 33%", es decir dos tercios menos.

En cualquier caso, el concejal ha indicado que él se ha reunido con los representantes vecinales que han expresado ese rechazo a la intervención y les ha pedido que le remitan sus propuestas de modificación por escrito para llevarlas a la siguiente reunión técnica con el Banco Santander.

No obstante, y a pesar de que hace tiempo que mantuvo esa reunión con los representantes vecinales, aún no le han enviado ningún escrito en el que planteen de "manera sustancial" las alternativas que ellos consideran que se pueden desarrollar en lugar de esa intervención parcial en el arco.

Pero ha reiterado que "la alternativa de que no se toque el arco supondría un retraso muy importante para el desarrollo del proyecto, significaría empezar de cero", en una tramitación que ya lleva "muchos meses" desarrollándose.

A pesar de ello, se ha pedido a esos colectivos que le remitan por escrito sus propuestas alternativas y él las llevará a la próxima reunión con el Banco Santander "y veremos cómo va la cosa", aunque cree que exigir que el arco "no tenga ninguna ocupación" puede llegar a suponer que la entidad financiera diga que "todo o nada".

Por otro lado, y según las explicaciones que a él le han dado, "la justificación arquitectónica" de ocupar parte del arco es "muy solvente", ya que "la comunicación entre los dos edificios es muy mala y, si no se hacen esas escaleras en el arco, la alternativa era hacer escaleras en los dos bloques lo que consumiría una gran parte de la superficie expositiva". "El museo sería peor", ha apostillado.

Así, y pesar de que la explicación a esa actuación "parece razonable", Ceruti ha reconocido que los detalles de la ejecución de la intervención en el arco y las escaleras que irán en su interior es "un caballo de batalla" entre el Banco y el Ayuntamiento, ya que éste último quiere "propuestas más transparentes".

Respecto al Plan Especial de Protección del Paseo Pereda y Castelar en el que está incluido el edificio y si ello supone algún impedimento a esa intervención, Ceruti ha indicado que "el edificio no está protegido por sí mismo" y en el plan especial se puede hacer una modificación puntual.

Para hacerla, la exigencia es que la actuación a autorizar tenga "justificación de interés general" y en este caso es "obvio" que la tiene, ha dicho, en referencia de que así lo indican los informes técnicos. "Lo que no haré nunca es ir en contra de un informe técnico. Si hubiera informes técnicos que dijeran que eso no es justificable, pues yo lo acataría", ha añadido.

"Salta a la vista que hay un interés general en que venga una empresa, invierta 45 millones de euros en las obras de los dos edificios y nos traiga una colección que ahora no tenemos y que podremos disfrutar sin que nos cueste un céntimo a los ciudadanos", ha insistido el portavoz del equipo de Gobierno para afirmar que "la justificación de interés público es notoria".

Ceruti insiste en que exigir al Banco Santander no tocar el arco puede suponer "todo o...
Comentarios