viernes 27/5/22

Las comunidades autónomas españolas han decidido volcarse en una nueva edición de la feria internacional de turismo Fitur 2022, con la vista puesta en la recuperación del sector para este verano y con la confianza de que los viajeros retomarán sus viajes con total seguridad apostando por destinos más sostenibles y cercanos.

En una feria mucho más comedida que las anteriores, gastronómicamente hablando, debido a la irrupción de la mascarilla FFP2 en la moqueta azul, las distintas regiones españolas han ofrecido a los visitantes profesionales que buscaban entre sus folletos las mejores anchoas de Cantabria, los más selectos caldos de La Rioja o Castilla y León, el reconocido aceite andaluz o la famosa sidra asturiana, entre otros manjares.

La ilusión y las ganas de renacer turísticas quedan reflejadas en el stand de Galicia, que, con un diseño moderno y vistoso, ha querido simbolizar la esperanza y la ilusión con la que la región afronta el segundo año de Xacobeo.

El espacio expositivo cuenta con la presencia del 'botafumeiro' de plata en tamaño real realizado por los orfebres hace más de 60 años y con el que los visitantes podrán fotografiarse. En esta ocasión, formará parte de un set que jugará con espejos como símbolo de las muchas caras de Galicia como destino turístico.

Una ilusión que también se ve reflejada en el stand de Andalucía,que exhibe sus destinos turísticos y la alegría como una de sus mayores virtudes. La comunidad andaluza dispone de 5.300 metros cuadrados en el pabellón 5 de Ifema, en un expositor que tendrá como lema 'El Gran Escenario de la Alegría'.

En esta edición, dicha región presenta proyectos tales como 'Origen y Destino', con el foco en el V Centenario de la I Vuelta al Mundo en septiembre de 2022; 'Andalucía Deja Huella', como "apuesta fuerte" por el mundo del caballo; y 'Andalucía es Flamenco', ya que este arte "tiene mucho que ver con el éxito turístico de la comunidad".

También ha optado por evocar la luz y el mar el stand de la Comunidad Valenciana en el pabellón 7 del recinto ferial, que, en un espacio de más de 2.000 metros cuadrados, muestra la gran diversidad de oferta turística con la que cuenta la región: tolerancia y valores como LGBT, la especialización en festivales, además de las empresas tecnológicas ligadas al sector.

APUESTA POR LA SOSTENIBILIDAD

Una de las grandes apuestas de la feria por parte de las comunidades este año ha sido sin duda la sostenibilidad. Y, en esta línea, Navarra acude al evento apostando por un turismo responsable y consciente, que busca reflejar en su stand, realizado con materiales reciclables y con una iluminación de bajo consumo, todo ello de acuerdo con la acción de la agenda 2030 para el desarrollo sostenible.

Asturias también ha aprovechado la celebración de este evento para presentarse como destino de naturaleza y bienestar, seguro y sostenible. La cocina de paisaje y la candidatura de la cultura sidrera a patrimonio inmaterial de la Unesco tienen también su protagonismo en el stand asturiano.

Murcia también pone el acento este año en la sostenibilidad con un gran stand de 1.000 metros cuadrados, en los que destaca la diversidad de sus recursos naturales, culturales e históricos pueden ofrecer experiencias únicas a los visitantes.

Y uno de los stand más llamativos de las comunidades este año ha sido el de Castilla-La Mancha, que ha dispuesto en dos plantas una gran cepa central, y una lona que lo cubre de color verde y que emula las pámpanas, en un guiño al potencial gastronómico y enoturístico de la región, hilo conductor de la propuesta de Castilla-La Mancha para esta edición de la feria.

Extremadura, también apuesta por la sostenibilidad y ofrece un espacio que reivindica la región, a través de la inclusión de elementos naturales y que, como novedad, incluye dos zonas destacadas, una dedicada a la gastronomía, y otra a la exposición Las Edades del Hombre que acogerá Plasencia de abril a diciembre, que tiene una reproducción a gran tamaño de la catedral.

También se proyecta como tierra amable Cantabria que participa en Fitur con un stand centrado en la naturaleza, los caminos y la gastronomía como nexo de unión entre las personas y el territorio, y con la intención de revalidar su posición como destino "único".

Este espacio será de mayor superficie que el del año pasado, de unos 800 metros cuadrados y tiene intención de transmitir sus valores de naturaleza, de pureza, disfrute y buen comer con la simbología de las rutas y caminos que conectan a los visitantes con el mar, la montaña y los espacios y paisajes verdes no masificados.

En Madrid, Comunidad y Ayuntamiento quieren promocionarse mostrando la amplia oferta gastronómica, cultural y deportiva con la que cuenta la capital de España. Un abanico ha sido la imagen elegida para un stand en el que los protagonistas son unos montajes de jardines verticales como símbolo del fomento del turismo sostenible en armonía con el entorno.

TURISMO DE EXPERIENCIAS.

El stand de Aragón, con una dimensión de 500 metros cuadrados, simula una villa aragonesa enmarcada en un paisaje de naturaleza inspirada en algunos de los pueblos con más encanto de la comunidad autónoma, que busca dar protagonismo al turismo rural.

El espacio destaca el estilo arquitectónico tradicional, las montañas aragonesas, la nieve y el campo en un entorno sostenible y relacionado con el turismo de experiencias.

Un turismo muy valorado también por los visitantes de Euskadi, que por su parte, busca evocar la imagen de una región de memoria industrial que ha evolucionado a lo largo del tiempo y que sitúa en el centro de su oferta turística la gastronomía, con un gran peso además de la naturaleza.

Castilla y León también apuesta en Fitur por el turismo de experiencias, con el objetivo de que el viajero que visite la Comunidad convierta su viaje en una experiencia, viviendo y descubriendo el destino de una forma activa. El Camino de Santiago tiene un protagonismo especial en el stand con motivo del Xacobeo 2022, promocionando los 15 Caminos a Santiago que atraviesan la comunidad, mediante una aplicación interactiva.

ISLAS CANARIAS

Por su parte, Islas Canarias participa, como en ediciones anteriores, con un stand de 1.425 metros cuadrados que destaca por luminosidad, con los soportes gráficos y audiovisuales como protagonistas, a través de la proyección en pantallas de última generación de paisajes y elementos de las Islas que provocan un efecto inmersivo y transmiten la singularidad del destino.

El pabellón incluye cuatro enormes pantallas de 20 metros cuadrados de LED transparentes y un nuevo cubo LED que permiten la proyección de logos en movimiento y efectos lumínicos casi suspendidos en sus seis caras. Con esta instalación se persigue crear un gran impacto visual que confiera fuerza y personalidad a la marca Islas Canarias a través de un enfoque innovador y un gran potencial comunicacional.

Y para cerrar el listado, Baleares que centra sus novedades turísticas para este año en la sostenibilidad, la gastronomía y el turismo de negocios, siempre sin olvidar garantías de seguridad sanitaria. Mallorca, Menorca, Ibiza y Formentera están presentes en Fitur con un stand de 1.000 metros cuadrados inspirado en el Mediterráneo que es una adaptación del utilizado en la pasada edición en la feria.

Las comunidades autónomas acuden a Fitur con la vista puesta en la recuperación del...
Comentarios