viernes 28/1/22

La Guardia Civil de Cantabria ha instruido diligencias en calidad de investigado a un menor de 16 años que fue sorprendido por los agentes con 18 dosis de hachís, presuntamente para su venta, en una zona de Castro Urdiales cercana a dos centros educativos.

Los hechos tuvieron lugar la tarde del pasado 29 de noviembre, cuando efectivos del Cuerpo que ejercían funciones de seguridad ciudadana a pie por la citada localidad interceptaron a un menor, que les resultó sospechoso, cuando salía de la Plaza Argenta.

El chico, de 17 años, llevaba una dosis de hachís, que fue intervenida por los guardias civiles, que le comunicaron que sería denunciado por la tenencia de la sustancia estupefaciente.

Los agentes sospecharon que este menor podía haber adquirido recientemente la droga, por lo que no descartaron la presencia de otros jóvenes en la zona, situada en las proximidades dos centros educativos.

Los guardias entraron en la citada plaza, donde se encontraba un grupo de jóvenes que mostraron nerviosismo al verlos. Uno de ellos, se separó del grupo para tirar una bolsa pequeña, siendo interceptado e identificado. Se comprobó que tenía 16 años y que en la bolsa que había arrojado había 18 dosis de hachís, preparadas para su distribución.

Ante el hallazgo, la droga fue intervenida y los agentes procedieron a instruirle diligencias en calidad de investigado como presunto autor de un delito contra la salud pública.

Investigan a un menor por llevar 18 dosis de hachís en una zona de Castro cercana a...
Comentarios