domingo 22/5/22

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, espera que el castigo que se aplique al presunto agresor del médico del centro de salud de Los Castros, detenido esta mañana, sea "acorde con la brutalidad" de su acción y de una "dureza ejemplar". "Creo que tiene que pasar una larguísima temporada en la cárcel", ha dicho.

Así lo ha señalado a preguntas de la prensa, tras conocerse la detención esta mañana del presunto autor de los hechos, un joven de 20 años, de cuya detención ha dicho que se alegra "muchísimo".

También ha señalado que estuvo hablando ayer con el médico agredido y que "está recuperándose" de lo que podía haber sido una "verdadera desgracia". Y ha confiado en que el facultativo recupere la visión del ojo, pese ala "brutalidad extrema" y "premeditada" con la que actuó su agresor.

Según el presidente regional, se están produciendo agresiones a sanitarios que, auque sin llegar a "esta magnitud", "no debemos consentir de ninguna de la maneras". Además, ha hecho un llamamiento a los cuerpos seguridad y los jueces para que "sean implacables" contra este tipo de agresiones a quienes "están para cuidarnos".

Y es que para Revilla, los sanitarios que están "en primera línea" de la batalla contra el covid y las enfermedades, "merecen un monumento".

El presidente cántabro ha hecho estas declaraciones en el Gobierno, tras reunirse con el embajador de Cuba en España, un encuentro en el que también han estado presentes el presidente Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM), Tomás Cobo, y el presidente del Colegio Oficial de Médicos de Cantabria, Javier Hernández de Sande.

COBO PIDE JUSTICIA PARA UN "LINCHAMIENTO"

Cobo ha denunciado la "brutalidad" de la agresión, que ha calificado de "linchamiento", pues el familiar del agresor estaba "jaleando la paliza" al médico. "Le han linchado", ha remarcado.

"Que este médico no esté muerto es un hecho casual porque tuvo suerte que en la caída tropezó con una silla y no cayó al suelo de golpe (porque) se hubiera desnucado", ha relatado Cobo, que ha indicado que seguramente el médico sufrirá una pérdida de visión.

Por eso ha pedido que caiga "como un tablón el peso de la ley" sobre "este criminal y ojalá se pase mucho tiempo en la cárcel".

En este sentido, ha exigido justicia y ha anunciado que ha escrito a la fiscal general del Estado, Dolores Delgado, "para que desde la Fiscalía, pero también desde la judicatura, se aplique ese delito grave en su máxima consecuencia".

Cobo ha recordado que el año pasado las agresiones a sanitarios se han incrementado un 39 por ciento y que se han producido 5.600 en los últimos diez años. "Y eso es la punta del iceberg, porque es lo que se denuncia", ha observado.

El presidente del CGCOMP ha dicho que cada vez son más frecuentes las agresiones verbales, "casi comunes ya las impertinencias", y se está llegando a agresiones físicas como las sucedidas en Santander la semana pasada.

HERNÁNDEZ DE SANDE PIDE UN "CASTIGO EJEMPLAR"

Mientras, Hernández de Sande ha agradecido la labor de las Fuerzas de Seguridad del Estado, y en especial de la Policía Nacional, por la "celeridad" en la detención del agresor, para el que desea "un castigo ejemplar por la brutalidad con la que se ensañó con este compañero".

El presidente del Colegio de Médicos ha afirmado que existe "una ligera tendencia a ver situaciones de actos violentos contra los médicos", que generalmente eran agresiones verbales.

Sin embargo, la semana pasada se produjeron dos agresiones físicas, la de una sanitaria en el Hospital Valdecilla y la del médico de Los Castros, ésta última "una autentica brutalidad", y para la que ha pedido "un castigo acorde con la agresividad" que sufrió la víctima, que aún no ha recuperado la visión de un ojo.

Por otra parte, preguntado por el curso de prevención de agresiones a profesionales de Atención Primaria que iba a impartir el Servicio Cántabro de Salud y que se ha retirado tras la queja del Sindicato Médico, Hernández de Sande ha opinado que "no deja de ser una medida más", si bien "antes de eso hay que adoptar otra serie de medidas", como más recursos humanos, ha apuntado, mientras las cámaras de seguridad pueden ser una ayuda "en ciertos momentos" así como la seguridad privada en algún centro con mayor incidencia de actos violentos.

"Todo eso puede ayudar, también que aumenten los recursos humanos: que haya más médicos va a influir mucho", ha asegurado.

Revilla espera que el agresor del médico detenido pase una "larguísima temporada en la...
Comentarios