viernes. 30.09.2022

El Colegio de Enfermería crea un decálogo con consejos para consumir Vitamina D en el confinamiento

Vacuna, inyección, campaña de vacunación, enfermera, enfermería, paciente, hospital, centro de salud.
Vacuna, inyección, campaña de vacunación, enfermera, enfermería, paciente, hospital, centro de salud.

El Colegio de Enfermería de Cantabria ha elaborado un decálogo con consejos para aumentar los niveles de Vitamina D y mantenerlos de una manera saludable y natural durante el confinamiento, ya que un estudio demuestra que la mayoría de los afectados por el coronavirus tenían un déficit de esta vitamina.

Se trata de un estudio publicado recientemente por investigadores italianos, profesores de Geriatría e Histología de la Universidad de Turín, que, además, indica que esta vitamina es una buena herramienta para combatir los síntomas del Covid-19, según ha indicado el Colegio en un comunicado.

Aunque estos datos "no son concluyentes y habrá que verificarloscon más estudios", sí es "clara" la importancia de la Vitamina D para la prevención de la osteoporosis e inmunomodulacion, señala.

Además, los datos en España reflejan un déficit de esta vitamina, especialmente en las comunidades autónomas del norte, "y cuanto más al norte más déficit, dado que se necesita una verticalidad de los rayos del sol para su activación", que en comunidades como Cantabria solo se consigue en los meses de verano.

Así, la población general tiene una deficiencia de Vitamina D porque, aunque se encuentra en algunos alimentos, el sol es "clave" para sus síntesis y activación.

Esto, según el Colegio de Enfermería de Cantabria, empeora debido al confinamiento, por lo que el colectivo ha elaborado un decálogo con una serie de recomendaciones para revertir la situación.

Entre ellas, se encuentra la de ponerse a la luz del sol todos los días en las ventanas, si no se dispone de un espacio abierto, como una terraza o un jardín. "Es necesario que el sol nos de en un 40% de la superficie corporal y no tener protección solar, al menos 20 minutos", señala.

También recomienda ingerir alimentos ricos en Vitamina D, como huevos, pescado azul, langostinos, pollo, ternera, queso curado, leche o mantequilla. Para los veganos, apunta a alimentos como el guacate, las algas, los champiñones o el germen de trigo, que cuentan con la vitamina aunque en menor proporción.

Aquellas personas que tengan los niveles por debajo de los limites adecuados, pueden optar por un suplemento para aportarla, procurando que sea natural, o por el alimento que más Vitamina D tiene, el aceite de hígado de bacalao.

El Colegio indica que la edad es importante para calcular la proporción de Vitamina D que se debe consumir, ya que las personas mayores deben tomar el doble que los menores de 15 años. Por ejemplo, la dosis necesaria la contendrían cien gramos de anchoas, un par de huevos y un vaso de leche.

Además, aunque hay que reforzar la ingesta de alimentos con Vitamina D, el colectivo subraya que tampoco hay que sobrepasar la cantidad recomendada porque podría producir problemas para la salud, sobre todo en personas con obesidad.

Recuerda que puedes suscribirte a nuestro Boletín de Noticias de forma totalmente gratuita haciendo clic aquí.

                                                                                                                                               

El Colegio de Enfermería crea un decálogo con consejos para consumir Vitamina D en el...
Comentarios