miércoles. 05.10.2022

La presidenta del PP, María José Sáenz de Buruaga, ha afirmado hoy que "sería un insulto" para Cantabria que Renfe se llevara a Cataluña trenes de la red de cercanías de la región y ha pedido al delegado del Gobierno, Pablo Zuloaga, y al presidente cántabro, Miguel Ángel Revilla, que "pongan fin al desmantelamiento de las infraestructuras en la comunidad autónoma".

En nota de prensa, Buruaga ha afirmado que "el mero hecho" de que se plantee la posibilidad de reforzar la línea de cercanías de Cataluña con trenes de Cantabria "es ya un insulto y una ofensa que provoca la indignación de todos los cántabros y un ejemplo más del ninguneo al que el PSOE somete a Cantabria, porque cada vez que gobierna, la región cae en el olvido y el abandono".

La presidenta del PP ha pedido que "se valore debidamente" la situación para que "se deseche de inmediato una idea tan descabellada". "El delegado del Gobierno y el presidente Revilla tiene que poner fin al desmantelamiento de las infraestructuras en Cantabria", ha añadido.

Buruaga ha considerado que este es "un ejemplo más del grave problema que supone para Cantabria la alianza de los regionalistas con los socialistas de Pedro Sánchez, que se sienten con carta blanca para hacer y deshacer con el transporte y las comunicaciones de la región".

Buruaga dice que "sería un insulto" para Cantabria que se lleven trenes a Cataluña
Comentarios