lunes. 15.08.2022

El centro de Amica en Reinosa arranca su actividad con 25 trabajadores y sumará otros 20 en 2023

Revilla reitera el apoyo del Gobierno a Amica en su visita al centro

El nuevo centro de formación y trabajo de Amica en Reinosa, ubicado en el polígono industrial de Siresa, ha comenzado su actividad con una plantilla inicial de 25 trabajadores (20 de la antigua Columbia y otros 5 nuevos), todos ellos con discapacidad o en riesgo de exclusión social de la comarca de Campoo, que han sido formados y contratados para labores de reciclado de plástico.

A este primer grupo se sumarán en 2023 otros 20 empleados más cuando entre en funcionamiento la planta de reciclado textil.

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha visitado este viernes el centro y ha mostrado su satisfacción tras comprobar que lo que en junio del 2021, fecha de su última visita, era un proyecto, es ya una realidad con una doble vertiente social: incluir en el mercado de trabajo de personas con discapacidad o en riesgo de exclusión y contribuir a la economía circular con el reciclado de este tipo de productos que pueden ser reaprovechados.

Además, ha comprometido el apoyo del Gobierno regional para materializar las inversiones que tiene previsto acometer Amica este año (1,5 millones) y el que viene (cerca de 2 millones), entre otras cosas para instalar placas solares que permitan el autoabastecimiento energético de la planta, por valor de 400.000 euros. Y también para conseguir financiación europea, puesto que, a su juicio, son proyectos que "encajan en todos los planteamientos que Europa recomienda".

Por último, ha destacado la labor de Amica en Cantabria, una "entidad ejemplar" que cuenta con más de 600 trabajadores directos y atiende a 1.700 personas con discapacidad. "Desde el Gobierno apoyamos a AMICA y queremos apoyar más todavía", ha concluido.

A la visita han asistido también el consejero de Industria, Turismo, Innovación, Transporte y Comercio, Javier López Marcano, el director general de Trabajo, Gustavo García, y el director del Servicio Cántabro de Empleo, José Manuel Callejo, que han acudido en representación de la consejera de Empleo y Políticas Sociales, Ana Belén Álvarez.

También han estado presentes el alcalde de Reinosa, José Miguel Barrio, y, en representación de Amica, su presidenta, Mercedes del Hoyo, y el gerente, Tomás Castillo, quien ha agradecido el respaldo del presidente, en particular, y del Gobierno de Cantabria, en general, y ha solicitado la ayuda autonómica para las inversiones de futuro que tiene previsto ejecutar la institución.

NUEVO CENTRO

El nuevo centro ha supuesto una inversión próxima a los 3 millones de euros y acoge una parte importante de la plantilla de la antigua Columbia, el centro especial de empleo de la Fundación ONCE, cuya titularidad e instalaciones (una edificación de 5.804 metros cuadrados ubicada en una parcela de 8.011 metros cuadrados) pasaron a manos de la asociación. El Gobierno de Cantabria actuó como mediador en el proceso de compra y participó "activamente" en las negociaciones para garantizar la continuidad de la plantilla.

Entre otras actividades, se desarrolla formación para el empleo en materia de reciclaje en clasificación y separación de residuos plásticos no asimilables a urbano, clasificación y separación de materiales textiles industriales para su reutilización, limpieza de superficies y limpieza industrial, y almacén y actividades auxiliares de recepción y administración.

Además, cuenta con un almacén avanzado para el servicio de lavandería de Amica para empresas de alquiler de ropa, mantelería, hoteles, residencias y hospitales.

La instalación permite atender a clientes de todos estos sectores de la comarca de Campoo y al Hospital Tres Mares, con sistemas de radiofrecuencia que aseguran el conteo y clasificación de la ropa que se envía a las lavanderías de AMICA en Maliaño y Torrelavega, aunque el objetivo a medio plazo es crear una nueva instalación de lavandería para aproximar el servicio a los clientes industriales de Campoo.

AYUDAS A LOS CENTROS ESPECIALES DE EMPLEO

El Gobierno de Cantabria invirtió el pasado año cerca de 10 millones de euros a los centros especiales de empleo para impulsar medidas y programas que favorezcan el acceso al mercado de trabajo a personas con especiales dificultades.

Concretamente, la Consejería de Políticas Sociales destinó a Amica 4,1 millones de euros, tanto para las iniciativas de la propia asociación como para los proyectos de los centros SOEMCA y SAEMA, que dan trabajo a más de 450 personas. Y para 2022, está tramitando ya aportaciones que superan el millón de euros.

Cantabria cuenta con 1.300 puestos de trabajo ligados a los centros especiales de empleo que reciben el apoyo del Ejecutivo a través de las diferentes convocatorias de ayudas destinadas a financiar los costes salariales y garantizar los puestos de trabajo.

El centro de Amica en Reinosa arranca su actividad con 25 trabajadores y sumará otros...
Comentarios