martes. 06.12.2022

El Plan de Vivienda de Santander continúa el proceso participativo con el objetivo de lograr el máximo consenso posible y se abre ahora a las aportaciones de los grupos políticos municipales, colegios profesionales, colectivos y vecinos. El objetivo del Ayuntamiento es tener el plan redactado y supervisado a principios de 2023.

Así lo ha anunciado el concejal de Vivienda, César Díaz, tras presidir una reunión de la comisión de Desarrollo Sostenible donde el equipo redactor ha presentado la fase de diagnóstico junto con una propuesta de acciones concretas y ha informado de los pasos dados hasta el momento.

Esta presentación da continuidad a la desarrollada el pasado mes de julio durante el consejo de administración de la Sociedad de Vivienda y Suelo de Santander (SVS) y supone el inicio de la tercera fase del plan, tras finalizar las dos primeras (análisis y estrategias).

"Abrimos el plan a los grupos y también a la ciudadanía", ha destacado Díaz, y ha explicado que a partir de ahora se van a realizar entrevistas cualificadas con colegios profesionales (Arquitectos, Arquitectos Técnicos, Administradores de Fincas, etcétera) para darles a conocer los documentos y recabar su opinión sobre los aspectos relacionados con la vivienda.

Igualmente, se va a llevar a cabo un proceso de exposición pública a través de la web del Ayuntamiento (www.santander.es) y de la SVS (www.svs-santander.es), para recabar sugerencias o aportaciones mediante correo electrónico. También se podrá consultar presencialmente en las oficinas de la SVS, situadas en la calle Cobo de la Torre 2, bajo.

Posteriormente se analizarán las aportaciones para llegar a un documento final consensuado, que incorpore los aspectos más destacados de las propuestas recibidas, ha asegurado el responsable municipal. "El objetivo es llegar a la cuarta y última fase, poder tener el plan redactado y supervisado a principios de 2023", ha añadido.

El Plan de Vivienda de Santander incluye una treintena de acciones, entre las que destacan la ampliación del parque de vivienda protegida asequible en las tres modalidades (venta, alquiler y alquiler en opción a compra), para facilitar el acceso a las familias santanderinas que más lo necesitan y la emancipación joven.

Se busca promover la edificación de vivienda social en suelo dotacional y continuar la cesión de viviendas sociales al tercer sector y entidades sociales, en estrecha colaboración con los servicios sociales para atender así las necesidades de colectivos en riesgo de exclusión.

Prevé además potenciar las ayudas municipales para la primera instalación de ascensores o rehabilitación de fachadas, nuevos programas de ayudas a la realización de actuaciones de mejora de la eficiencia energética o la elaboración de estudios estructurales; potenciar la información sobre las ayudas de otras administraciones, apoyar la gestión de las actuaciones de rehabilitación en las comunidades de propietarios y los informes de evaluación de edificios.

Igualmente, se quiere reforzar el papel de los administradores de fincas, la colaboración con los colegios profesionales y consolidar a la SVS como punto de información en materia de vivienda, mejorando el contacto de la ciudadanía con la creación de un punto informativo municipal sobre vivienda.

Continúa el proceso participativo del Plan de Vivienda de Santander, que estará...
Comentarios