domingo. 03.07.2022

La Asociación de Padres del Instituto de Educación Secundaria Cantabria ha convocado para este sábado, 11 de junio, una nueva concentración en contra de la gasolinera que se está construyendo "a diez metros" del centro educativo.

En esta ocasión, la concentración se ha convocado, a partir de las 12.00 horas, en la Plaza del Ayuntamiento de Santander, según ha informado en un comunicado el AMPA del centro.

Las familias de los alumnos de este centro, al que, según ha informado el AMPA, acuden alrededor de 1.500 personas entre alumnos y profesores, han insistido en que en la misma calle en la que se ha otorgado licencia para construir esta nueva gasolinera "ya existen otras tres": una a 45 metros y otras dos a 200.

En su comunicado, el AMPA ha argumentado que "varios estudios demuestran que el ruido del tráfico tiene consecuencias negativas para la salud y la educación del alumnado, así como para las condiciones laborales del profesorado".

En este sentido, ha apuntado que, actualmente, la calle tiene ya entre 60 y 70 decibelios, cuando, según ha advertido, "la ordenanza municipal en áreas acústicas docentes lo limita a 50".

Además, ha añadido que "diversas publicaciones científicas avalan que los gases que emana la gasolina contienen compuestos orgánicos volátiles, como el benceno o el hexano, que la Organización Mundial de la Salud clasifica como cancerígenos, con riesgo de efecto grave para la salud, especialmente para personas vulnerables, como niñas y niños".

También ha advertido de que la gasolina es una "sustancia altamente inflamable y explosiva" por lo que "conlleva un alta riesgo de incendios, y más en gasolineras sin personal que la suministre, como la que están construyendo", lo que, a su juicio, supone "otra amenaza" para los alumnos y el profesorado.

Por otra lado, ha advertido de que la salida de la gasolinera va a estar a 20 metros de la entrada al instituto por lo que los coches --unos 40 a la hora, según detalla-- van a atravesar la acera por la que el alumnado va a ir andando a la entrada y a la salida del centro educativo con el elevado riesgo para su seguridad.

"Las Administraciones Públicas, desde el Ayuntamiento de Santander hasta las consejerías de Educación o Vicepresidencia han manifestado que no tienen ninguna competencia para impedirlo. Las consejerías de Sanidad y Medio Ambiente ni siquiera nos han recibido", se han quejado desde el AMPA.

Sin embargo, desde la asociación de madres y padres de alumnos del centro sostienen que "hay muchas normas y leyes que protegen la salud, seguridad, educación y el medio ambiente". "A pesar de todo, nadie ha avisado ni ha comunicado ni al instituto ni a las familias que se había solicitado construir una gasolinera junto al centro para haber podido al menos presentar alegaciones, nos hemos enterado cuando ya estaba aprobada la licencia y la pala excavadora comenzando las obras", ha denunciado.

Además, ha señalado que, como ya han denunciado a la Policía Local, las obras han comenzado "sin la obligatoria señalización ni las medidas de protección necesarias para evitar posibles accidentes, teniendo en cuenta la entrada y salida de camiones de gran tonelaje".

Tras recordar las acciones que está llevando a cabo en contra de esta gasolinera, como recogida de firmas, reuniones y contactos con las instituciones o concentraciones de protesta por esta gasolinera, ha apelado a la participación ciudadana "para mostrar el rechazo social" ante lo que considera un "actuación inconcebible que se puede producir en cualquier otro centro educativo".

La AMPA del IES Cantabria convoca una nueva concentración en contra de la nueva gasolinera
Comentarios