miércoles. 05.10.2022

Tres espacios escénicos cántabros, el Café de las Artes Teatro (CdAT), Escena Miriñaque y la Teatrería del Ábrego, ha puesto en marcha la red 'Refugios de creación', una iniciativa pionera en la región para ofrecer residencias a artistas y compañías de artes escénicas.

Se trata de un proyecto fundamentado en la profesionalización del sector y el intercambio creativo, y enfocado en difundir la labor de los espacios que facilitan proyectos de creación, investigación y experimentación locales y foráneos, que fomentan el diálogo entre creadores, agentes culturales y ciudadanos.

El proyecto está financiado por la Fundación Santander Creativa (FSC) a través de su convocatoria general de subvenciones, bajo la modalidad Cultura Emprende, que apoya proyectos inéditos en la región, fundamentados en la colaboración entre agentes culturales y con la ciudadanía.

Según ha informado la FSC en nota de prensa, con un proceso de selección basado "en la igualdad de oportunidades y la transparencia", cada espacio ofrece a los residentes la cesión del lugar de trabajo del teatro y los propios recursos técnicos y materiales; y asesoramiento por parte del personal técnico, artístico o de producción.

También, la programación de una muestra de residencia abierta al público; la organización de charlas y/o sesiones de feedback facilitadas por una mediadora; el alojamiento durante toda la estancia para las compañías de fuera de Cantabria; la documentación de la residencia y difusión en los distintos canales de cada espacio; y una bolsa económica para los gastos propios de la compañía.

Los seis primeros proyectos seleccionados en 2022 para formar parte de la red son: 'We play to discover a Loot', de Quasar Teatro; y 'No hay orígenes, solo porqués', de Mario Corral, por parte de Escena Miriñaque; 'Italianenses', de la compañía Nada de lirios, y 'Fronterizas', de la coreógrafa Mari Paula, por Teatrería de Ábrego; y 'Delinfame', de la compañía Delinfame, y 'El patio', de Juan Carlos Panduro, en residencia en el CdAT.

Según la directora del CdAT, Alicia Trueba, esta iniciativa "huye del concepto de fábrica tantas veces utilizado en este ámbito y reivindica el concepto de refugio, como un lugar donde el artista puede aislarse y sentirse arropado y apoyado por una serie de profesionales, de manera que pueda profundizar en su proceso creativo haciendo su trabajo de artesano con total tranquilidad".

TRAYECTORIA "CONSOLIDADA"

Los tres espacios que forman la red, de titularidad privada, cuentan con una trayectoria "consolidada" en el campo de las residencias artísticas de creación; trabajan asiduamente en colaboración, "se complementan y refuerzan, convencidos de que el tejido cultural de una comunidad se hila entre todos".

Dicha red pretende abarcar, a su vez, otros agentes y lugares de Santander, así como, colaboradores públicos y privados que contribuyan a facilitar el acceso a la cultura por parte de la ciudadanía.

Un "pilar básico" del proyecto es fomentar la participación social al brindar a los ciudadanos la posibilidad de conocer los procesos creativos desde dentro. Para ello, se organizan actividades, como muestras de fin de residencia abiertas al público, charlas con las compañías y sesiones de feedback.

Nace la red cántabra 'Refugios de creación', para ofrecer residencias a artistas y...
Comentarios