domingo. 03.07.2022

La Consejería de Sanidad acaba de confirmar que los análisis microbiológicos practicados a una persona con sospecha de infección por Monkeypox (MPX) han dado positivos. Se trata del primer caso de esta zoonosis vírica que se produce en Cantabria y afecta a un varón de 31 años que está bajo vigilancia clínica. 

En este momento se está realizado el estudio epidemiológico como caso confirmado. El afectado no ha realizado viajes internacionales recientes y no posee mascotas ni ha estado en contacto con animales. 

La Dirección General de Salud Pública está siguiendo de manera rigurosa el protocolo establecido desde el comienzo de la expansión de esta enfermedad, que produce síntomas parecidos a los que se observaban en pacientes con viruela en el siglo pasado, pero menos graves. Los síntomas habituales de la enfermedad son fiebre, dolor de cabeza y cuerpo, inflamación en los ganglios y erupciones en manos y cara.

El período de incubación va de los 5 a los 13 días, aunque en ocasiones puede llegar hasta los 21, por lo que se recomienda una cuarentena de tres semanas para los contactos. El protocolo de Sanidad, no obstante, solo establece el aislamiento para las personas contagiadas.

De manera similar a la viruela, la transmisión del MPXV de persona a persona se ha descrito clásicamente a través de gotas respiratorias grandes durante el contacto cara a cara directo y prolongado. Además, el MPXV puede transmitirse por contacto directo con lesiones cutáneas, fluidos corporales de una persona infectada o con objetos contaminados utilizados por personas infectadas, como ropa de cama o ropa. 

En este sentido, se han documentado otras vías de transmisión, como la transmisión de madre a hijo. La transmisión entre parejas sexuales, debido al contacto íntimo, parece ser el modo más probable de transmisión en los casos detectados en las últimas semanas. 

Sanidad confirma el primer caso de viruela del mono en Cantabria
Comentarios