lunes. 28.11.2022

El Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) ha estimado los recursos contenciosos administrativos interpuestos por Comisiones Obreras contra las resoluciones de la Consejería de Industria que fijaban los servicios mínimos en tres empresas auxiliares durante la huelga del metal del pasado mes de junio.

En concreto, las resoluciones establecían los servicios para mantener la continuidad mínima en las empresas Logic Move y Steel Logistics Cantabria, subcontratas de Global Steel Wire, y en Servicios Industriales y Concesionarios MOP SL, empresa auxiliar de Solvay Química.

La Sala de lo Contencioso Administrativo del TSJC considera que ninguna de estas tres empresas auxiliares, que prestan servicio a otras más grandes, desempeña ninguna actividad "esencial" para la comunidad y que, por tanto, el Gobierno de Cantabria no tiene la facultad de imponer servicios mínimos en ellas durante el desarrollo de una huelga.

Es más, desde la Federación de Industria de CCOO, que ha dado a conocer las sentencias, se ha subrayado que ni siquiera Global Steel Wire o Solvay Química, las empresas a las que prestan servicios las tres empresas citadas, tenían servicios mínimos porque su actividad "no se entiende como esencial para la comunidad".

Para el sindicato, estas sentencias, dictadas por el TSJC este mes de noviembre, tienen "una gran importancia porque, además de ser pioneras, crean precedente sobre cómo debe actuar el Gobierno de Cantabria de cara a otros conflictos y no sólo eso, sino que también será una referencia a nivel estatal".

Además, en los tres casos el TSJC condena a la Administración al pago de una indemnización de 3.000 euros.

El TSJC anula las resoluciones de servicios mínimos de la huelga del metal de junio
Comentarios