viernes. 02.12.2022

La Dirección General de Tráfico (DGT) pone en marcha esta semana una campaña dedicada a la vigilancia de las condiciones de seguridad de los vehículos que circulan por las carreteras.

La campaña, que se desarrollará desde este lunes hasta el domingo, 16 de octubre, se centrará en revisar el adecuado mantenimiento y puesta a punto de neumáticos, frenos, luces y señalización y vigencia de ITV, entre otros elementos.

En Cantabria, hasta 180 agentes del Sector de Tráfico de la Guardia Civil se encargarán de la vigilancia en las vías interurbanas, mientras que para las vías urbanas se ha solicitado la colaboración de las distintas policías locales de los municipios de Cantabria.

Según ha informado en un comunicado la Delegación del Gobierno en Cantabria, tal y como refleja la Estrategia Española de Seguridad Vial 2030, está demostrado que la antigüedad del vehículo supone un factor de riesgo en un accidente de tráfico; así, el riesgo de fallecer o resultar herido grave se duplica, en caso de accidente, para los ocupantes que viajan en vehículos de 10 a 15 años de antigüedad respecto a los de una antigüedad inferior a 5 años.

Por este motivo, la DGT incluye en su calendario anual de campañas la vigilancia del mantenimiento adecuado de todos los elementos de seguridad del vehículo para combatir la siniestralidad.

La Delegación señala que cada año unos 50.000 vehículos son abandonados por sus titulares en las vías públicas y aproximadamente 6.000 en talleres, depósitos y aparcamientos públicos.

Con la nueva interpretación de la Ley de Tráfico, la DGT establece un procedimiento administrativo ágil para que los vehículos abandonados en recintos privados puedan llevarse a un centro autorizado de tratamiento de vehículos para su desguace y descontaminación.

Se estima que en la actualidad en España puede haber 20.000 vehículos abandonados en recintos como aparcamientos de centros comerciales, urbanizaciones y garajes privados, comunidades de propietarios, aparcamientos de hoteles, etcétera. A partir de ahora los perjudicados ya no tendrán que acudir a la vía civil y podrán acogerse a este procedimiento administrativo más ágil.

Por ello, la DGT ha publicado una instrucción para gestionar su destrucción y descontaminación que recoge los supuestos previstos anteriormente ampliándolos con otros nuevos, especialmente el del abandono en recintos privados que no estaba contemplado, de manera que la Administración pueda ordenar el traslado del vehículo a un centro autorizado para su posterior destrucción y descontaminación.

Tráfico realiza esta semana una campaña de vigilancia de la seguridad de los vehículos
Comentarios