miércoles. 05.10.2022

UGT ha destacado que las cifras de la Encuesta de Población Activa (EPA) del segundo trimestre del año publicada hoy, que reflejan "la mayor caída de ocupados de la serie histórica en Cantabria desde 1977" y el mayor aumento del paro de todo el país, ponen de manifiesto la "imperiosa necesidad" de reactivar la economía y reforzar la protección social con medidas de "urgentes que ya no pueden esperar más".

En un comunicado, el secretario de Empleo de UGT en Cantabria, Julio Ibáñez, ha lamentado que "las estadísticas negativas en todos los conceptos laborales hablan por sí solas en una época donde deberíamos estar creando empleo".

"Son tan malas que ni siquiera se explican por la actual crisis derivada de la Covid-19", ha dicho, aunque también ha indicado que hay que tener en cuenta que en el segundo trimestre "muchas personas que perdieron el empleo durante la pandemia y el confinamiento no han podido buscar un trabajo y han pasado directamente a ser inactivos".

Ibáñez ha matizado además que salvo un ligero incremento en el empleo por cuenta propia, todo el empleo que se ha perdido es asalariado (-19.200 asalariados) y en su gran mayoría con un contrato indefinido (-14.000).

Para el responsable regional de Empleo de UGT, "más bien, la actual crisis lo que ha hecho es aflorar la gran fragilidad del mercado laboral de Cantabria y agravar sus males endémicos: el empleo muy temporal y de escasa calidad, el predominio de empresas de tamaño muy pequeño y la gran dependencia de la economía de un sector servicios en detrimento de la industria y de otros sectores".

Igualmente ha destacado que "los datos interanuales de muchos indicadores reflejan que la situación del mercado laboral en Cantabria ya era muy preocupante antes de la crisis del coronavirus".

"Lo que está ocurriendo no da más tiempo para la duda, el diálogo social en Cantabria tiene que empezar a adoptar medidas urgentes para reactivar nuestra economía y consolidar el actual sistema de protección social, aunque una cosa queda muy clara: pese a que la prórroga de los ERTE se antoja imprescindible, no se puede depender eternamente de estos", ha puntualizado el sindicalista.

CASI 11.000 MUJERES MÁS INACTIVAS

Por otro lado, Ibáñez ha puesto de relieve que "una vez más las mujeres vuelven a ser las paganas de la actual crisis y muchas de ellas no las ha quedado más remedio que pasar a la inactividad", recordando que más de un 60% del empleo perdido en la región corresponde a las mujeres (son 11.800 de los 19.000 ocupados menos).

Así, ha lamentado que las mujeres acaparan seis de cada diez empleos perdidos "pese a que la población ocupada masculina es mucho mayor", por lo que ha considerado que si no han tenido más presencia en el aumento del paro (1.300 de los 5.300 nuevos desempleados) es porque, "simplemente, casi 11.000 de ellas han pasado a ser inactivas y a estar por ahora desvinculadas del mercado laboral".

En este sentido, Ibáñez ha reiterado que el impacto de la crisis derivada del Covid-19 ha alterado las cifras de población inactiva (que ni trabaja ni busca empleo) por las dificultades para encontrar un empleo con empresas aún cerradas y en ERTE, pero ha destacado que, una vez más, aumentan un 6% los inactivos en Cantabria en sólo un trimestre y sobre todo en la edad principal de 25 a 44 años.

UGT dice que la caída del empleo en Cantabria "fuerza medidas urgentes" de reactivación...
Comentarios