miércoles. 05.10.2022

El PP ha propuesto al Gobierno de Cantabria habilitar un paquete de medidas económicas para paliar los efectos de la crisis provocada por el coronavirus en trabajadores, autónomos y pymes, que incluye ayudas para quienes han visto reducida su actividad, el aplazamiento en el pago de impuestos autonómicos al menos hasta el 30 de junio y la resolución automática de los expedientes de regulación temporal de empleo.

La presidenta del PP de Cantabria, María José Sáenz de Buruaga, trasladará hoy esta propuesta al presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, para complementar con cargo al presupuesto autonómico las medidas adoptadas por el Gobierno de España, que respalda pero considera "insuficientes", según ha informado el partido en nota de prensa.

Buruaga ha defendido que aunque "lo primero y lo más importante en este momento es proteger a la población y frenar la pandemia, también es necesario anticiparse e ir adoptando medidas efectivas para que nadie se quede en la cuneta".

"Si la situación se presentaba de por sí compleja, ahora tras el apagón empresarial se agrava, porque se obliga a parar a más de 35.000 trabajadores de la industria y la construcción, sectores de peso y con fuerte repercusión sobre la economía regional", ha afirmado la 'popular' para ilustrar la importancia de que el Gobierno de Cantabria se anticipe y adopte medidas adicionales propias.

Las propuestas del PP se dirigen fundamentalmente a apoyar a las pymes y los autónomos, un colectivo para el que el Gobierno de España ha adoptado unas medidas en su opinión "muy insuficientes" y que requiere de ayudas "efectivas y eficaces de manera urgente que les allanen el camino para que puedan sobrevivir, eliminar trabas y apoyarles para que puedan reanudar su actividad".

En Cantabria, son "más de 41.000 personas que constituyen la auténtica base del tejido empresarial, que generan actividad económica y empleo y que, en su gran mayoría, se han visto obligados a cerrar sus negocios o a reducir notablemente su actividad", lo que supone que mientras dure la situación sus ingresos serán nulos o mínimos, ha explicado Sáenz de Buruaga.

Así, el PP pide al Gobierno regional que amplíe y extienda la orden de ayudas de SODERCAN conocidas como 'Cheque Resistencia' a todas las empresas y autónomos declaradas a partir de ahora no esenciales, así como que arbitre una nueva línea de ayudas para todos aquellos autónomos y pymes no contemplados en la orden de cierre obligatorio, que siguen prestando servicios pero han visto notablemente reducida su facturación como consecuencia de la caída del consumo y de la demanda.

La presidenta del partido pide a Revilla que medie ante el Gobierno de España para que devuelva a los autónomos la cuota ya pagada del mes de mayo y se suspenda la de los próximos meses; que se facilite el cobro de prestaciones extraordinarias y que se aplace el pago de cotizaciones a la seguridad social y de los impuestos.

Además, reclama al Gobierno de Cantabria la ampliación hasta al menos el 30 de junio del aplazamiento del pago de los impuestos de competencia autonómica que el Ejecutivo regional aprobó para un mes, con el objetivo de dar liquidez a las empresas para que puedan mantener sus plantillas.

Para eso, según Sáenz de Buruaga, resulta también "fundamental, porque es un salvavidas para el tejido productivo, garantizar el cumplimiento del periodo de pago a proveedores" mediante un plan específico.

El PP reclama además agilidad en los ERTEs, una medida que, a su juicio, es "una de las más importantes para salvar la empresa y a la vez proteger a los trabajadores".

La 'popular' ha recordado que ya hay 20.000 trabajadores afectados por los ERTEs y que hay "miles de expedientes acumulados y el personal del servicio está absolutamente desbordado".

Por ello, propone, en primer lugar, que se refuerce temporalmente la plantilla tanto del registro como de la asesoría jurídica del servicio de la Dirección General de Trabajo, donde actualmente tramitan los expedientes solo tres funcionarios.

Además, pide que se agilice el procedimiento, de modo que la resolución de los expedientes de regulación por fuerza mayor sea automática sin perjuicio de su posterior revisión, mediante una declaración general de reconocimiento de silencio positivo.

Recuerda que puedes suscribirte a nuestro Boletín de Noticias de forma totalmente gratuita haciendo clic aquí: https://www.ifomo.es/user/register?target=newsletter

El PP propone al Gobierno de Cantabria un paquete de medidas para trabajadores y autónomos
Comentarios