Cantabristas cree que el decreto de pisos turísticos "no cambia nada" y "anima a la proliferación de vivienda turística"

Cantabristas ha considerado que el borrador del decreto del Gobierno de Cantabria para la regulación de las viviendas de uso turístico, publicado ayer en una edición extraordinaria del Boletín Oficial de Cantabria (BOC), "no cambia nada" y "anima a la proliferación de vivienda turística".

La formación política ha denunciado en un comunicado que el borrador del nuevo decreto "no mejora en nada lo que había" y es "justo lo contrario a lo que exige una situación fuera de control y que otras Comunidades sí están tratando de limitar".

"No cambia nada respecto a la situación anterior: ni añade requisitos sustanciales, ni nuevas garantías, ni limita un fenómeno que explica en gran medida el aumento del precio de la vivienda", han indicado desde la formación cántabra.

En este sentido, la formación política ha señalado que el Ejecutivo de Buruaga "está obviando deliberadamente que Cantabria tiene un problema grave con la proliferación de pisos de uso turístico", siendo la tercera Comunidad que más viviendas destina a uso turístico en relación al total -el 1,8%-, según el INE, y que este Decreto "plantea justo lo contrario a lo que exige una situación que, a todas luces, está fuera de control".

Desde la formación cantabrista han advertido que el Gobierno "no ha tenido en cuenta ni las numerosas aportaciones del proceso de consulta previa ni las necesidades de la mayoría social de Cantabria".

Esto, en su opinión, "es especialmente alarmante porque el Decreto parece estar diseñado para favorecer los intereses no solo de quienes destinan vivienda a estos usos sino también de las empresas que están adquiriendo viviendas y bloques enteros para destinarlos a alquiler turístico".

En ese sentido, han apuntado que "el nuevo decreto mantiene el régimen de declaración responsable –frente al sistema de licencia previa que establecen otras CCAA– y no establece mecanismos activos de control, ni prevé que se vayan a realizar inspecciones de ningún tipo".

También han señalado que "elimina, en línea con la modificación normativa en trámite, la cédula de habitabilidad como requisito para el uso turístico de un inmueble". Por eso, han considerado, un decreto así "agravará una situación que ya ha traspasado todos los límites hace tiempo".