Santillana del Mar.- Un municipio mexicano visita la localidad para conocer su modelo de turismo inteligente

El municipio mexicano de San Miguel de Allende está visitando Santillana del Mar para estudiar su modelo de turismo inteligente.

photo_camera CANTABRIA.-Santillana del Mar.- Un municipio mexicano visita la localidad para conocer su modelo de turismo inteligente

El alcalde de Santillana del Mar, Isidoro Rábago, junto al concejal de medio ambiente y obras públicas, Miguel Ángel Viaña y otros miembros de la Corporación, han recibido a la delegación mexicana, perteneciente al estado de Guanajuato, encabezada por Armando Rivera, director de planeación de esta localidad, y responsable del Gran Plan SMA 2040.

También está integrada por Francisco García, presidente del Consejo Turístico de San Miguel de Allende, así como por César Castresana y Héctor Traspuesto, de AMIO Ingenieros, asesores de ambos municipios.

Según ha informado el Ayuntamiento, el motivo principal de la visita es estudiar el modelo de Destino Turístico Inteligente (D.T.I.) que viene aplicando el municipio y que lleva aparejado otros aspectos como el Espacio Integrado Inteligente (E.I.I.), o la accesibilidad de personas con movilidad reducida y que está siendo pionero tanto en Cantabria como a nivel nacional y europeo.

Se ha acordado comenzar a trabajar en el establecimiento de un acuerdo marco para intercambio de conocimientos y experiencias que aporten valor añadido a ambos municipios en los ámbitos de patrimonio, turismo inteligente, sostenibilidad y cultura.

San Miguel de Allende forma partes parte de la macro región del Bajío y es además ? cabecera de uno de los principales destinos turísticos de México. San Miguel de Allende fue declarado en 2002 como Pueblo Mágico, siendo retirado este título en 2008 debido a que ese año la ciudad fue inscrita por la Unesco como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

En 2017 fue nombrada por la revista Travel + Leisure como la mejor ciudad del mundo por su calidad en el servicio, amabilidad, gastronomía, limpieza, además de su gran aportación cultural, belleza arquitectónica, y lugares de diversión.