viernes 18/9/20

Clientes de El Cantábrico de Comillas en contacto estrecho con camareros han de guardar cuarentena y hacerse PCR

Clientes de El Cantábrico de Comillas en contacto estrecho con camareros han de guardar cuarentena y hacerse PCR

La Consejería de Sanidad de Cantabria recomienda la realización de pruebas diagnósticas PCR a todas aquellas personas que frecuentaron el restaurante 'El Cantábrico' de Comillas entre el 26 de julio y el 5 agosto, tras recibir varias denuncias por "incumplimiento flagrante" de las medidas de seguridad e higiene después de haber detectado 5 positivos por coronavirus entre los trabajadores del local que no guardaron la cuarentena obligatoria, ni tampoco otros cuatro de los siete empleados que debían hacerlo de forma preventiva por ser contacto estrecho de sus compañeros.

En consecuencia, los clientes del establecimiento hostelero que entre esas fechas hayan estado más de 15 minutos a menos de dos metros de distancia de miembros de la plantilla deberán contactar con su centro de salud para someterse al test del Covid y, además, permanecer en aislamiento durante 14 días, con independencia del resultado, ha informado este viernes Sanidad, que va a denunciar ante la Fiscalía al restaurante por un posible delito de salud pública.

Ahora, todas las personas que cumplan los citados criterios podrán solicitar la prueba en su centro de Atención Primaria o a través del teléfono 900 612 112 y deberán permanecer en cuarentena domiciliaria durante 14 días, contados a partir del día en el estuvieron en el local, independientemente del diagnóstico, ya que los contactos estrechos pueden dar negativo y aun así estar incubando la enfermedad.

Además, Sanidad recuerda a la población que el incumplimiento de las medidas de cuarentena obligatoria es motivo de sanción económica y puede ser constitutivo de un delito contra la salud pública y, como tal, así se notificará a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y a la Fiscalía.

La Dirección General de Salud Pública ha decidido adoptar esta medida debido a la denuncia del equipo de rastreadores que, en su labor diaria de seguimiento de casos, constató que los empleados del restaurante, cinco de ellos positivos por coronavirus, continuaban trabajando, tras haber notificado al propietario que debían permanecer en cuarentena domiciliaria.

Salud Pública envió a inspectores a comprobar la situación del local y solicitó a la Guardia Civil que atestara el hecho acudiendo a comprobarlo.

Además, la Consejería de Sanidad ha tenido conocimiento del "incumplimiento de las medidas de seguridad e higiene" en el local. En este sentido, la Dirección General de Salud Publica recuerda que "no cubrir la nariz con la mascarilla es como no llevarla puesta".

La detección de este brote es fruto del trabajo "concienzudo y sistemático" del equipo de rastreadores, ya que uno de los trabajadores del local forma parte de los contactos estrechos de una menor que dio positivo en Covid-19 el pasado 27 de julio.

La Consejería de Sanidad recuerda que este caso no guarda "semejanzas" con otros positivos pertenecientes a trabajadores de locales de hostelería y restauración porque "en esta ocasión no se han observado las medidas prevención indicadas por la autoridad sanitaria".

Además, a diferencia de lo sucedido en otras comunidades autónomas, en Cantabria no se ha visto afectado ningún cliente de los locales donde se han diagnosticado positivos por coronavirus.

A través de Telegram también te acercamos la última hora de la información haciendo clic aquí.

Recuerda que puedes suscribirte a nuestro Boletín de Noticias de forma totalmente gratuita haciendo clic aquí

Clientes de El Cantábrico de Comillas en contacto estrecho con camareros han de guardar...
Comentarios