sábado. 01.10.2022

Instituciones Penitenciarias y la Mutualidad General de Funcionarios Civiles del Estado (MUFACE) han puesto en marcha un "procedimiento específico" para la realización "de forma inminente" de pruebas de detección del COVID-19 al personal penitenciario, según ha informado este miércoles el organismo dependiente del Ministerio del Interior.

"Se trata de la última iniciativa de la Administración Penitenciaria para la realización de esas pruebas diagnósticas", según explican desde Instituciones Penitenciarias. El procedimiento, condicionado a los protocolos del Ministerio de Sanidad y de las comunidades autónomas, cuenta con las entidades aseguradoras que colaboran con MUFACE (Adeslas, Asisa, DKV e Igualatorio).

De esta forma, se ha anunciado la realización de las pruebas diagnósticas que "comenzarán de forma inminente" para el personal sanitario y sociosanitario, así como para los efectivos de vigilancia de los centros penitenciarios y a otro personal que tenga contacto estrecho con la población reclusa. Además, deberán tenerse en cuenta factores de riesgo asociados.

Según Prisiones, serán los Servicios de Prevención de Zona los encargados de remitir a su Jefatura de Área de Coordinación y esta, a su vez, a las entidades colaboradoras de MUFACE, la información necesaria sobre los mutualistas adscritos a esta entidad que deben someterse a las pruebas y al seguimiento de resultados.

"Para el resto del personal penitenciario, sin contacto estrecho con la población reclusa, las medidas de prevención y diagnóstico serán las mismas que para la población en general", según apuntan desde Instituciones Penitenciarias.

283 CONTAGIOS Y MÁS DE 300.000 MASCARILLAS

Instituciones Penitenciarias ha señalado que comenzó a tomar medidas contra el Covid-19 "incluso antes de que se registrara caso alguno en nuestro país". El pasado 12 de marzo, recuerdan, antes de la entrada en vigor del real decreto del estado de alarma, se decidió el cierre al exterior de las cárceles con la suspensión de permisos, entradas de personal no penitenciario, visitas o traslados que no fueran imprescindibles.

El balance hasta la fecha de la incidencia de Covid-19 en el ámbito de Prisiones es de cuatro fallecidos (tres trabajadores y una interna) y 283 contagios. La última víctima del coronavirus es un funcionario del centro penitenciario de Soria, fallecido ayer en el hospital a los 59 años. En cuanto a los contagios, 237 son de trabajadores y 46 de internos.

La institución ha precisado que, desde el inicio de la crisis, se ha distribuido el siguiente material entre los establecimientos penitenciarios: 305.500 mascarillas quirúrgicas, 65.400 mascarillas FFP2, 2.000 FFP3, 10.000 monos y 100.000 guantes. Prisiones cuenta con una plantilla de 24.000 trabajadores y atiende a una población reclusa de 50.000 personas.

A través de Telegram también te acercamos la última hora de la información haciendo clic aquí.

Recuerda que puedes suscribirte a nuestro Boletín de Noticias de forma totalmente gratuita haciendo clic aquí.

Prisiones inicia con MUFACE un procedimiento para realizar test de Covid-19 "de forma...
Comentarios