viernes. 02.12.2022

CES cree que la recuperación será asimétrica por sectores y que el turismo no se recuperará hasta 2023

Dice que el Plan de Recuperación requiere de amplio consenso político y pide una hoja de ruta para la consolidación fiscal
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el presidente del CES, Anton Costas.

El Consejo Económico y Social (CES) fía la velocidad para salir de la crisis al avance en el proceso de vacunación y que la recuperación será asimétrica por sectores, según se desprende de su memoria socioeconómica y laboral 2020.

De hecho, prevé que el turismo no recupere sus niveles previos a la pandemia hasta finales de 2022. La institución explica que la reactivación de la economía española vendrá de la mano de la recuperación del consumo privado, con la paulatina reducción del ahorro acumulado en 2020, que llegó a alcanzar el 14,8% de la renta disponible de los hogares.

En esta línea, el CES ha señalado que espera que el consumo privado vaya acelerándose a medida que avance el proceso de vacunación y mejore con ello la confianza de los consumidores, tanto por el menor riesgo de contagio como por la relajación de las restricciones a la actividad y la movilidad, lo que permitirá, además, ir reduciendo el número de personas trabajadoras acogidas a los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE).

Si quieres que te mandemos el boletín ó la noticia de su publicación, te invitamos a que te descargues nuestra APP, 100% gratuita: para iPhone: https://apps.apple.com/us/app/ifomo-noticias/id1559815168 para Android: https://play.google.com/store/apps/details?id=com.opennemas.ifomo

Además, sobre la reducción del nivel de ahorro forzoso y precautorio acumulado, cree que habrá que ver hasta qué punto la crisis sanitaria podría haber cambiado las preferencias de los consumidores y su disposición para volver a los patrones de gasto anteriores. También el sector exterior contribuirá a la reactivación para lo que será decisiva la recuperación de los mercados de exportación.

INCERTIDUMBRES SOBRE LAS PREVISIONES DE RECUPERACIÓN

En todo caso, el CES asegura que las previsiones de recuperación están enmarcadas en un elevado nivel de incertidumbre, con riesgos a la baja asociados principalmente a la evolución de la pandemia o a la efectiva implementación del Plan de Recuperación.

Además, en el ámbito internacional, esta incertidumbre está asociada a la aparición de cuellos de botella en las cadenas de producción de determinadas actividades industriales, relacionados con la escasez y encarecimiento de suministros, especialmente en los segmentos de componentes tecnológicos y de metales, con el posible impacto sobre la inflación que podría adelantar un cambio en el signo de la política monetaria.

Por otro lado, sobre el mercado laboral, ve necesario rediseñar y reforzar las políticas activas de empleo, así como mejorar el alcance del Ingreso Mínimo Vital (IMV).

Asimismo, asegura que el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia requiere de un amplio consenso político y de la participación activa de los agentes económicos y sociales para poner en marcha medidas que impulsen la economía y el progreso social, y eviten el efecto "boomerang" que se produce cuando las reformas no cuentan con el suficiente apoyo parlamentario y social para perdurar en el tiempo.

Por otro lado, ha pedido que se ponga en marcha una 'hoja de ruta' para la consolidación fiscal que disipe las dudas sobre la sostenibilidad de la deuda pública y genere confianza en la economía, "que a medio plazo debe afrontar desafíos relacionados con su escaso crecimiento potencial, la baja productividad, las elevadas tasas de desempleo y el alto nivel de desigualdad".

"La pandemia ha supuesto un test de estrés para todas las áreas de las políticas del bienestar, la protección y la inclusión social, que no se habían recuperado por completo", según el CES, que admite que la respuesta a esta crisis, a diferencia de la anterior, "ha sido contundente".

PROTEGER A LOS MÁS VULNERABLES

No obstante, a pesar de que la intervención del sector público haya atemperado la caída de los ingresos de las familias, el CES pide una estrategia integral de cohesión social para proteger a los más vulnerables.

De hecho, la memoria alerta de cómo se han agravado las brechas sociales y defiende que se lleve a cabo una reforma del sistema educativo que permita abordar los retos estructurales y la adaptación a la sociedad digital.

El CES también insta a conciliar el crecimiento económico inclusivo con el bienestar social y la transición ecológica y sostenible, animando a aprovechar las oportunidades ligadas a la recuperación para la regeneración urbana y rural.

Por otro lado, aboga por un parque de alquiler social que resuelva el problema del acceso a la vivienda para los jóvenes y por dar un impulso decidido a la salud pública.

SEGUIR APOYANDO AL TEJIDO EMPRESARIAL

Además, la memoria recoge que la mejor medida económica contra la crisis es seguir apoyando al tejido empresarial, "que se enfrenta a riesgos de deterioro de sus balances y sobreendeudamiento, lo que podría afectar a la estabilidad financiera y condicionar la recuperación".

El presidente del CES, Antón Costas, ha presentado las principales propuestas que recoge la memoria esta mañana al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en un encuentro celebrado en el Palacio de la Moncloa.

Costas ha destacado que la pandemia ha cambiado la mentalidad política-económica y ha puesto en valor la importancia de contar con instituciones capaces de responder a los viejos retos de la desigualdad y a los nuevos desafíos relacionados con el cambio tecnológico, el cambio climático y el cambio geopolítico.

CES cree que la recuperación será asimétrica por sectores y que el turismo no se...
Comentarios