sábado. 01.10.2022

El portavoz de Ciudadanos (Cs) en el Parlamento de Cantabria, Félix Álvarez, ha instado al Gobierno regional (PRC-PSOE), a que, "sin demora", ponga en marcha un segundo plan de choque contra el coronavirus "mucho más ambicioso" que el primero, recientemente aprobado, y también a pelear "con uñas y dientes" por un reparto "equitativo" entre las autonomías del fondo de 16.000 millones del Ejecutivo central.

Estas son algunas de las peticiones hechas este martes, en rueda de prensa, por Álvarez, que, además, ha también ha pedido al Gobierno de Cantabria "eficacia y eficiencia" en la tramitación de las ayudas del coronavirus, como la del 'cheque resistencia', para que sus beneficiarios no se "ahoguen en la burocracia".

Además, ha reclamado al bipartito regional la realización de "más y más" test de detección del coronavirus, complementando los serológicos con pruebas PCR, con el objetivo de tener un "mapa geográfico completo" para saber cómo y dónde está afectando el coronavirus en la comunidad autónomas y también ha pedido que dote de las medidas de protección necesarias.

PLAN DE CHOQUE

En la rueda de prensa, ofrecida de forma telemática, Álvarez ha valorado "positivamente" las medidas del primer plan de choque del Gobierno de Cantabria, aprobado en Consejo de Gobierno el sábado tras incorporar a la propuesta inicial elaborada por el Ejecutivo algunas propuestas de los agentes sociales y grupos parlamentarios, aunque ha subrayado que resulta "absolutamente insuficiente".

Y es que, según Álvarez, para este primer plan de choque, de los 2.900 millones de euros del presupuesto de Cantabria para 2020, las consejerías han logrado "solo rascar" para este plan de choque unos 50 millones, que es el 1,7 por ciento del total de los recursos de la comundiad autónoma.

Sí se ha felicitado de que el Gobierno de Cantabria haya incorporado a este plan de choque algunas propuestas de Cs, además de la de otros grupos parlamentarios y de los agentes sociales.

Concretamente, el portavoz parlamentario de Cs ha señalado que, de las 23 propuestas de Cs para el plan de choque, se han incorporado total o parcialmente 11.

Álvarez se ha mostrado "satisfecho" de la "colaboración" establecida entre el Gobierno, los grupos parlamentarios y los agentes sociales y ha confiado en que éste se mantenga e incluso vaya en aumento.

Además, ha opinado que a la hora de consensuar nuevas medidas para paliar los efectos del COVID-19 sería "más rápido y lógico" que el Gobierno se sentara "a la vez", en una misma mesa con todos (agentes sociales, grupos o incluso representantes de los ayuntamientos).

También plantea la creación de tres mesas --una sanitaria, otra econónomica y otra de acción social-- para avanzar en lo que Cs denomina pactos de reconstrucción.

De cara a la elaboración y puesta en marcha de ese segundo plan de choque más ambicioso, Cs cree que, en lugar de mirar del dinero que se dispone y repartirlo como mejor se pueda, lo que hay que hacer es empezar analizando realmente las necesidades existentes, tanto las sanitarias --aunque espera que "en una o dos semanas" la pandemia esté "controlada"-- como las económicas y, entre estas últimas, aquellas que tengan los autónomos, las pequeñas y medianas empresas o incluso las más grandes.

A partir de ahí, se debe realizar una valoración económica de estas necesidades y exigir que el Gobierno de España (PSOE-Unidas Podemos) ayude a Cantabria con recursos o permita a la comunidad un mayor endeudamiento.

A juicio de Álvarez, como medidas concretas, en este II plan de choque se deberían de incorporar ayudas directas a autónomos y pymes para adaptar sus negocios a las exigencias sanitarias del COVID-19. Concretamente, la formación naranja ha planteado que se dediquen a ello 5 millones de euros.

Según ha señalado el portavoz parlamentario de Cs, estas ayudas irían destinadas a financiar el 50% de la inversión que tengan que dedicar a esta adaptación, con lo que cree que con esos 5 millones se podrían beneficiar unos 2.500 autónomos y pymes.

Además, cree que al turístico se le debe ayudar de una manera "muchísimo más agresiva", "valiente" y "decidida". Además, ha pedido al Gobierno de Cantabria que reclame al Ejecutivo central la flexibilización de los Expedientes Temporales de Regulación de Empleo (ERTE) para que puedan ir recuperando a sus empleados en función de sus necesidades.

REPARTO "EQUITATIVO" DEL FONDO DE 16.000 MILLONES

Y para financiar todas estas medidas, Álvarez ha insistido en pedir al Gobierno que "luche" por un reparto "equitativo" del ese fondo de 16.000 millones de euros para las comunidades autónomas anunciado hace unos días por el presidente de España, Pedro Sánchez, y que esos fondos no sean utilizados por el Gobierno de España para "contentar" a sus socios nacionalistas y poder así sacar así adelante sus medidas en las Cortes.

"Hemos oído el otro día como el presidente Torra exigía de esos 16.000 millones un 25% solo para Cataluña, 4.000 millones. Pedimos al presidente Revilla que sea consciente de la necesidad que tenemos en Cantabria de que ese reparto sea justo y equitativo para poder acometer las necesidades sanitarias, económicas, laborales y sociales que tenemos", ha dicho.

A través de Telegram también te acercamos la última hora de la información haciendo clic aquí.

Recuerda que puedes suscribirte a nuestro Boletín de Noticias de forma totalmente gratuita haciendo clic aquí.

Cs pide al Gobierno de Cantabria un segundo plan de choque "mucho más ambicioso"
Comentarios